El fracaso de la llamada oposición interior y del CNS

Ya no se oyen las noticias que hace muchos meses mantenían a los sirios en vilo sobre el CNS. No se oyen porque ya cada vez menos están pendientes de lo que tengan que decir. Su papel asignado por los propios revolucionarios sirios supuso una inmensa carga además de una misión casi imposible para un organismo antinatural en su composición y absolutamente cegado por los cantos de sirena occidentales y el ejemplo libio.

Presos de una negociación sin fin, han sido poco a poco desangrados en interminables reuniones en hoteles, cuyos paupérrimos resultados suponían una soga al cuello que con el tiempo se iba apretando. El pueblo, heterogéneo y sin liderazgo iba poco a poco desencantándose del CNS viendo que los resultados eran nulos y que las eternas discusiones entre intervención si, intervención no carecían de sentido real al estar dándose una clara intervención extranjera de apoyo al régimen sirio y una rotunda negativa occidental a repetir el escenario libio.

Con unas luchas de poder fratricidas entre sus componentes y una absoluta inoperancia a la hora de asumir el liderazgo político de la causa, la lista de errores del CNS se incrementaba por semanas y se hacía si cabe más evidente.

El CNS ha demostrado en este tiempo ser un cuerpo opaco, en donde es difícil de saber quien lo integra y quien no. Es absolutamente dramático que mientras cientos de hombres y mujeres se han expuesto a ellos mismos y a sus familias dentro de Siria alzando la voz contra este régimen contemos con miembros del CNS que no desvelan su afiliación al mismo por miedo a las represalias. Pero más allá de estos casos es algo generalizado el que los miembros del CNS residentes en un país concreto no trabajen dando la cara ante los medios y autoridades de dicho país. Esta grabe estructuración que les hace pensar que trabajan para dentro de Siria les lleva a pedir la ayuda internacional sin tener una presencia internacional que favorezca esa ayuda.

En España es cuanto menos significativo que los medios de comunicación y las autoridades hayan tenido que tomar como referente opositor a una asociación que se autoproclama apolítica, sin afiliación al CNS ni a ninguna otra plataforma y de carácter humanitario. La incompetencia de los miembros del CNS en España y de su organización en si misma a la hora de acercarse a medios y políticos a llevado a este vacío que la AAPS y otras organizaciones han pretendido cubrir con su activismo.

Su nula presencia en los países a los que reclama ayuda, su escasa relación con la diáspora, su tortuosa relación con el ESL y una imagen de oportunistas y revolucionarios de hotel ha hecho del CNS un cuerpo con una escasa transcendencia en la situación en Siria a día de hoy.

La llamada oposición interior ha sufrido un camino paralelo en este devenir de los acontecimientos. Su predisposición a dialogar con la dictadura, su desprecio al movimiento inicial y sus fuertes vínculos con países como Rusia o con organizaciones como Hezbola no han respondido al clamor popular. Hablar de dialogar con un régimen mientras este régimen reprime manifestaciones con sangre y fuego no es la mejor manera de granjearse el apoyo popular. Así grandes figuras opositoras como Haytham Manah o Michel Kilo han quedado muy relegadas y alejadas de la realidad de la calle siria.

Sin embargo, suele pasar que cuando unos pierden otros ganan, por lo que al igual que se puede considerar que el CNS y la oposición interior han perdido el apoyo popular, otros dos cuerpos opositores se han hecho claros ganadores del mismo.

En primer lugar es justo considerar a los CCL como los actuales dirigentes políticos y representantes de la calle siria. Su dedicación a la organización de manifestaciones y la asistencia de heridos les ha consagrado como una especie de para-poder en la sombra que el día de mañana pueda reemplazar al régimen o decantar a las figuras que lo sucedan.

El otro gran ganador es el ESL, cuenta con el apoyo, admiración y beneplácito de la gran mayoría de los opositores al régimen de Bachar al Assad y para muchos supone la única posibilidad real de librarse de esta saga dictatorial.

Con respecto a estos dos grupos hay que decir que dentro de ellos se integran muchos otros grupos políticos que han sabido analizar la situación y apostaron por estos caballos ganadores. Tal vez, los Hermanos Musulmanes sean en Siria de nuevo los más beneficiados ya que su involucración dentro del ESL y los CCL es notoria y eso les hace tener influencia dentro de Siria, algo qué perdieron hace mucho tiempo cuando fueron obligados al exilio.

Anuncios
Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

UNA NUEVA IZQUIERDA

buscando alternativas

A %d blogueros les gusta esto: